Cada día, se estima que tiramos alrededor de un kilo y medio de basura por persona. Esto, a lo largo del año supone más de media tonelada de desechos que terminan en grandes basureros, descomponiéndose en cualquier sitio o contaminando el agua de mares y ríos. Y, ¿por qué tenemos que llegar a esas cantidades? ¿No podemos llevar una vida que genere cero residuos? Esa es la nueva tendencia ecologista que va un paso más allá del reciclaje: Zero Waste. El movimiento Zero Waste busca reducir al mínimo posible la cantidad de residuos que producimos a través de unas simples reglas que podemos llevar a cabo individualmente. Seguro que alguna vez has pensado en la cantidad de envoltorios inservibles que llevan todo tipo de productos. Pues Zero Waste te invita a llevar una vida sin bolsas, sin cajas de cartón y sin el exceso de plásticos al que solemos estar acostumbrados. En realidad no es más que trasladarse a la época de nuestros abuelos y vivir a su manera, haciendo que aquellas cosas que usamos tengan, además, más valor porque serán duraderas. innu vegano La gran gurú de este movimiento es Bea Johnson, la autora del libro Zero Waste Home y una de las pioneras de la tendencia. Lleva viviendo una vida sin basura desde 2008 y queremos destacar su lema, que resume muy bien las reglas a seguir en el movimiento, las 5 erres:
  • Rechazar lo que no necesitamos
  • Reducir lo que necesitamos
  • Reusar cambiando los residuos desechables por alternativas reutilizables
  • Reciclar lo que no podamos rechazar, reducir o reusar
  • Descomponer (en inglés, Rot)

¿Residuos o basura?

Aunque el nombre Zero Waste se traduce como Residuos cero, el movimiento no se centra solo en los residuos sino también en la basura. Pero, ¿cuál es la diferencia? Los residuos son aquellos desechos que generamos pero que, aunque ya los hayamos usado, pueden ser reciclados o utilizados. Es el caso del papel, vidrio, plásticos reciclables, etc. La basura, en cambio, es todo aquello que ya nunca tendrá utilidad, que no se puede reciclar y que va directo a los vertederos. Esto es: tickets, toallitas, pajitas, etc. En cualquier caso, el objetivo es reducir ambos al mínimo. innu vegano

¿Cómo lo hacemos?

Lo mejor de este movimiento es que solo hay que seguir unos pasos muy simples, que dependen de cada uno de nosotros. Uno de ellos es el de comprar frutas, verduras y otros alimentos, como las legumbres, a granel y guardarlos en envases de cristal, para evitar el plástico. A esto se suman las bolsas de tela para ir a hacer la compra para evitar las excesivas y contaminantes bolsas de plástico. También es una buena opción apostar por productos de higiene biodegradables y sin químicos que, además de generar menos residuos, también te cuidan a ti. En este ámbito, como en tantos otros, la mayoría de desechables que existen suele tener una alternativa reutilizable. Por ejemplo, podemos usar maquinillas de acero, copas menstruales, discos desmaquillantes de tela o cepillos de dientes y peines de madera. innu vegano En la cocina, podemos sustituir el papel que usamos para todo por paños de algodón, cambiar las botellas de plástico de usar y tirar por otras de cristal rellenables y reutilizables o utilizar pajitas de bambú o acero en vez de las de plástico. Y, en cuanto a los residuos orgánicos que también generamos y terminan en el cubo de basura, se les puede dar una segunda vida convirtiéndolos en abono para plantas y macetas. El Zero Waste es, en general, una manera de vivir que aporta muchos beneficios. Los gurús de este movimiento aseguran que ha simplificado su vida y les ha llevado a desapegarse de lo material y apreciar la libertad de vivir con menos. Además se convierte en algo que no es sólo la búsqueda por contrarrestar el impacto de nuestras decisiones de consumo, sino a llevar a cabo acciones que permitan sumar. Porque lo único que la Tierra nos pide es que la respetemos y protejamos.

Un comentario de “¡Conoce el movimiento Zero Waste!

  1. Pingback: Zero Waste: entrevista a Cristina Cañavate - Innu · Vegan Cosmetics

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *